En una entrada reciente de nuestro blog sobre restauración de muebles antiguos en Asturias te contábamos algunas características del roble, el cerezo y el pino, presentes en muchos de los muebles a restaurar para nuestros clientes, y que requieren cada uno unos tratamientos específicos, sobre todo en el acabado.

La eliminación de termitas de los muebles es otra de nuestras especialidades y en general el tratamiento de estructuras de madera que puedan estar afectadas por el paso del tiempo, en interiores o a la intemperie en las más duras condiciones de humedad, erosión o sol.

Además de los tres tipos que ya mencionamos, una madera apreciada como componente de muebles es el cedro, una madera de color suave, rosada o anaranjada, de grano medio y de fibra en general recta. Los árboles son muy grandes y aromáticos y decoran tan bien los parques como las casas gracias a su madera.

La teca es otro material que tenemos muy presente en nuestro servicio de restauración de muebles antiguos en Asturias. Es muy oscura y aquí nos llama mucho la atención por su carácter exótico. Su grano es grueso con sílice en distintas proporciones y es muy resistente, por lo que también la puedes ver en barcos y estructuras de madera para exteriores.

Otra madera oscura que gusta mucho y que hace que los clientes nos traigan a restaurar sus muebles es la caoba. Es muy duradera, de gran calidad y merece la pena restaurarla y recuperar la belleza de los muebles.

Si tienes problemas con esculturas de madera, vigas de madera o acabados en casas, por ejemplo, en Anobium Restauración lo diagnosticamos y lo tratamos.